Cuaresma

El Párroco, José Aldao

Mis queridos todos:

¡Sed bienvenidos a esta ventana por donde ver y mirar a la Parroquia de Santa Mariña Dozo de Cambados!

En su vida y su palabra Jesús nos ha dejado su Evangelio, la Buena Noticia de nuestra salvación. Santiago Apóstol, uno de sus sucesores, trajo hasta aquí, los últimos confines de la tierra, este mensaje de salvación y millones de hombres y mujeres de todos los tiempos y todos los espacios han aceptado como norma trasformadora de sus vidas la doctrina de Jesús de Nazaret, el Hijo de Dios.

Por la evangelización la Iglesia debe entregar a Jesús mismo, "Evangelio de Dios", con la totalidad de su mensaje integral y con todas las riquezas de su gracia salvadora. Éste ha sido siempre el cometido de la Parroquia, e intensificar la presencia de la Iglesia en el mundo de la comunicación lo hemos asumido como una de nuestras prioridades. Deberíamos sentirnos gravemente culpables frente a nuestro Señor si no usáramos estos potentes medios que la inteligencia humana hace cada día más perfectos. Pienso en la prensa, la radio, la televisión, el cine, el teatro... Son instrumentos que, a menudo, pueden ser usados indebidamente, al margen y aun contra el Evangelio. Pero esto, lejos de desanimarnos, debe impulsarnos con mayor ardor a recoger el desafío y a usarlos para evangelizar.

Por eso, el Consejo de Pastoral y el conjunto de colaboradores de nuestra comunidad parroquial, hemos decidido no dilatar más el hacernos presentes en el campo de las redes globales. En primer lugar, con esta página ofrecemos un medio que esté al alcance normal, no sólo de las instituciones, sino de las personas. No es fácil poseer un diario, una emisora, un canal televisivo, o unos estudios cinematográficos. En cambio, es muy posible tener un ordenador con los elementos y los programas necesarios para la comunicación. No nos cabe duda alguna que este medio, estando al alcance de los presupuestos normales, tendrá una cobertura globla impresionante, será como, el"venid y ved" del Señor.

Queremos que esta web se convierta en un hogar abierto en el que la riqueza de la fe se pone a disposición del que quiera pasar por sus puertas abiertas. Queremos poner al servicio de los hermanos, próximos y lejanos, de igual modo su mensaje personal sencillo que la riqueza doctrinal de la Iglesia, encerrada milagrosamente en el misterio electrónico de los bancos de datos. Este camino nuevo brindará, además, la oportunidad de que personas sencillas, que no tienen voz en la sociedad, puedan conseguir que su pensamiento se extienda por amplios espacios sin que puedan ser silenciadas por poderes políticos o económicos.

Finalmente, recordemos, sí, que por encima de todas las tecnologías está aquel que es "Deus scientiarum Dominus", aquel que es la sabiduría eterna encarnada para la salvación de todo hombre que viene a este mundo.